fbpx

Ya que estamos tan involucrados con estos tres paises, seguro que tenéis curiosidad sobre como celebran la Navidad y el Año Nuevo. ¿Qué tradiciones tienen? ¿A quién visitan? ¿Ponen árbol de Navidad? Os vamos a dar unas pequeñas pinceladas de que significan allí estas fiestas, para saber más… ¡Tendréis que ir a hacer una visita!

 

En Madagascar, la Navidad se celebra con la familia reunida alrededor de platos que no comen normalmente, como pollo o carne de cerdo, también se hacen regalos aquellos que pueden permitírselo. Las personas cristianas viven la Navidad como una fiesta religiosa muy importante y van a rezar a la iglesia la tarde del 24 y el 25 por la mañana.

File:Des écoliers célébrant le nouvel an malgache à Ambohidrabiby en mars 2015.JPG

En Año Nuevo la fiesta empieza el 31 de diciembre en la noche de San Silvestre. La gente se reúne a comer con la familia, aunque no tengan mucho dinero, en un ambiente de música y baile. A medianoche todo el mundo se desea feliz año y continúa la fiesta hasta que el cuerpo aguante. Al día siguiente, en Año Nuevo, se hace otra comida especial. Después es el momento de visitar a las personas mayores y hacerles un homenaje mediante el «Vodiankoho»: es un regalo envuelto en la piel del pollo que se ha servido en la comida.

 

En Camboya, el cristianismo no es la religión mayoritaría sino el budismo. Por ello solo una parte celebra la Navidad. Las personas cristianas se reúnen la noche del 24 hasta la 1.00 de la mañana para celebrar el 25 en cuanto llega.

El budismo tiene su fiesta correspondiente en mayo/junio: el Vesak, que está mucho más extendido y celebra el nacimiento, iluminación y muerte de Buda.

Y sí, ¡ponen «el árbol»! Aunque sea sobretodo un atractivo para turistas. En concreto nuestras chicas han hecho este árbol reciclado.

El Año Nuevo Khmer no se corresponde en fechas con el nuestro, suele ser alrededor del 15 de abril y es la fiesta más importante en Camboya. Celebra el final de la estación seca, cuando la cosecha se ha recogido y resguardado y la gente tiene más tiempo para celebraciones. Pasan tres días de fiesta: en el primero se prepara todo y se agasaja a padres y gente mayor; en el segundo se comparte la comida con los monjes y vas a visitar a tu pareja o a dar una vuelta y en el tercero hacen el «baño de budha», que consiste en echar agua sobre las representaciones budistas como símbolo de la purificación de espíritu.

 

La Navidad paraguaya es colorida, con el típico aroma a flor de coco. Lo más tradicional es el «pesebre», el belén, en el que se coloca esta flor que le otorga un radiante color amarillo y un olor característico. Aunque sea adoptada y  a pesar del calor del hemisferio sur, también está bastante arraigada la tradición de poner el árbol y celebrar la llegada de Papá Noel.

El día 24 de diciembre la familia se reúne en la “casa grande”, la de los padres o abuelos, y se celebra la cena de Nochebuena. La gente que vive, estudia o trabaja en la capital viaja a su “valle”, su pueblo. Para la cena, lo más común es hacer mucha comida y dejarlo para el día siguiente, Navidad. Cuando llega medianoche brindan, saludan a los vecinos y vecinas… ¡Se oyen petardos por todas partes! Muchas familias cantan y rezan ante el pesebre.

El día siguiente, el 25, se pasa en familia en algún balneario o arroyo ya que normalmente hace muchísimo calor.

Muchas gracias a todos nuestros colaboradores y conocidos que nos han proporcionado esta información tan bonita e interesante. ¡Esperamos que hayais pasado unas felices fiestas!