fbpx

Entrevistamos a Marta López, nuevo fichaje para apoyar la coordinación de Coconut Water Foundation en Camboya. Estará unos meses apoyando a Theraut en proyectos, eventos, etc. Llegó hace apenas una semana a nuestra sede en Battambang y ya está muy integrada. Os contamos un poco más sobre ella:

-¡Hola Marta! ¿De dónde eres?
Soy de Almería, ¡donde se grababa todo el Spaguetti Western!

– ¿Por qué Camboya?
Quería conocer otra cultura, otras costumbres que aún no conocía. Agua de Coco me dio la oportunidad y no podía dejarla escapar.

– ¿Conocías ya el país?
No, de Asia había estado en Indonesia y Malasia, pero nunca en Camboya. Me habían hablado muy bien de este país, de su gente y la verdad que me está encantando.

– Cuéntanos qué habías hecho antes.
Desde 2007 he estado trabajando en el ámbito de la cooperación internacional al desarrollo. Empecé como voluntaria en Cruz Roja Almería, en el departamento de inmigración y ahí descubrí que éste era mi camino. Después de esa experiencia que duró unos 3 años, he trabajado en distintos países de Latinoamérica como Project Manager y RRHH desde 2014, siempre relacionado con la cooperación al desarrollo. Las últimas experiencias profesionales han sido como RRHH en PNUD y Unicef. Soy voluntaria también de la Asociación Viento Norte Sur desde 2012, la cuál tiene proyectos en Marruecos, Senegal, Cuba, India, Vietnam y Perú.

– ¿Qué esperas de tu voluntariado en Camboya? ¿qué esperas aportar y llevarte?
La verdad que no me gusta crear expectativas. Lo que sí se, es que voy a dar lo mejor de mí, aportar lo que he aprendido hasta ahora e intentar sumar siempre, aprendiendo cada día y de cada persona que me vaya cruzando en el camino.

– ¿Cómo ha sido tu llegada a Camboya?
¡Muy buena! Los compañeros y compañeras me han acogido como una más, ayudándome en todo lo posible y me siento muy cómoda aquí… ¡hasta los mosquitos me están dando tregua!

¡Muchas suerte Marta!